Que es Violencia Doméstica

 

LA VIOLENCIA DOMÉSTICA SE TRATA DEL PODER Y EL CONTROL.

La violencia doméstica es una ocurrencia de abuso que escala en aumento en el cual una pareja en una relación íntima controla a la otra a través de fuerza, intimidación o amenaza de violencia.

Es más que asaltos físicos. Los abusadores pueden usar una combinación de tácticas para obtener o mantener el control en una relación. La violencia doméstica puede incluir abuso sexual, espiritual, verbal, emocional, psicológico y físico. Los abusadores también usan amenazas de daño, aislamiento, privilegios, celos, finanzas, niños y sistemas, como Bienestar de Familia, Inmigración o Servicios de Protección Infantil, para ejercer poder sobre sus víctimas. El acoso también es una forma de violencia doméstica.

El abuso económico ocurre en el 98% de las relaciones abusivas y puede disminuir la estabilidad y opciones financieras, independientemente del entorno socioeconómico de un sobreviviente, impidiendo la seguridad. La dependencia económica es el factor más fuerte en la decisión del sobreviviente de permanecer o regresar con una pareja abusiva.


USTED NO ES RESPONSABLE DEL ABUSO

Los abusadores seguidamente culpan su comportamiento abusivo a las drogas o el alcohol, el estrés, el abuso infantil o su pareja. Si el comportamiento de tu pareja te hace sentir inseguro, no tienes la culpa. Si has sufrido abuso, puedes tener sentimientos de aislamiento, miedo, vergüenza y desesperanza. Eso es normal y está bien. Usted no es responsable por la violencia de otra persona.

Es un delito si alguien te lastima físicamente o te amenaza. Nadie tiene derecho a lastimarte, incluso si esa persona es cónyuge, pareja o un familiar.


NO ESTAS SOLO/A

Cada relación tiene su propio ritmo, pero la mayoría de las víctimas experimentan violencia doméstica en un ciclo de tres fases repetitivas que aumentan con el tiempo: la fase de creación de tensión, la fase de explosión o el incidente de golpeo agudo, y la fase de corazones y flores. Durante la fase de aumento de tensión, puede sentir que está “caminando sobre cáscaras de huevo”, como si tuviera que calmar y aplacar a su pareja para tratar de evitar una explosión. Cuando esta tensión se vuelve demasiado extrema, el control o la violencia se convierten en una descarga explosiva de tensión, llamada incidente agudo de golpes. Finalmente, la fase de corazones y flores puede traer disculpas, promesas, regalos y esfuerzos para reparar y fortalecer la relación. Esta fase puede ser esperanzadora, al igual que su pareja cambiará y la relación mejorará. Con el tiempo, la amabilidad y las disculpas de la fase de corazones y flores desaparecen a medida que aumenta el abuso. Si usted es una víctima o sobreviviente de abuso, no está solo.